1. Electrified
  2. Battery electric

Nueva generación de coches eléctricos Toyota

¿Por qué un eléctrico de batería?

Los vehículos eléctricos de batería de nueva generación de Toyota ofrecen una combinación inigualable de potencia, fiabilidad y rendimiento. Cada uno de nuestros vehículos eléctricos de batería funciona únicamente con la energía de la batería, no utilizan combustible y producen cero emisiones cuando se conducen.

Recarga en casa

Recargar tu vehículo eléctrico de batería de Toyota es seguro, cómodo y sencillo con el cable incluido. Recarga tu vehículo en casa, ya sea instalando un cargador de pared de recarga rápida o utilizando una toma doméstica. También puedes utilizar la recarga rápida en una variedad de puntos de recarga públicos.

Amplia autonomía y menos emisiones

Los vehículos eléctricos de batería de Toyota, como el Toyota bZ4X, pueden recorrer más de 500 km* con una sola recarga completa. (* Ciclo WLTP. Autonomía sujeta a la versión seleccionada, los trenes motrices y las condiciones de conducción locales).

Garantía de 10 años

Para mayor tranquilidad, el programa de mantenimiento ampliado garantiza que la batería seguirá funcionando al 70 % de su capacidad original después de 10 años de propiedad o un millón de kilómetros recorridos. (Sujeto a los mantenimientos anuales en un centro de servicio autorizado de Toyota).

¿Cómo funciona?

Al funcionar únicamente con energía de la batería, los vehículos eléctricos de batería producen cero emisiones. Descubre más sobre cómo funciona la tecnología haciendo clic en las siguientes animaciones.

Explora nuestra gama de vehículos electrificados

Explora nuestra gama de coches electrificados para descubrir más acerca de por qué Toyota es líder en el camino a la electrificación y encuentra el modelo adecuado para ti.

Recarga simplificada

Desde tu casa o tu lugar de trabajo hasta los puntos de recarga públicos, existen varias formas de recargar un vehículo eléctrico de batería.
Más información

Donde quiera que te lleve el viaje

Basándose en casi 25 años de experiencia en movilidad electrificada, los vehículos eléctricos de batería de Toyota están diseñados para ofrecer una excelente capacidad de autonomía. Con el Toyota bZ4X como punta de lanza, puedes recorrer más de 500 km* con una sola recarga completa. (* Ciclo WLTP. Autonomía sujeta a la versión seleccionada, los trenes motrices y las condiciones de conducción locales).
Ver más

Subvenciones e incentivos

Con el aumento de la demanda de vehículos totalmente eléctricos, muchos gobiernos europeos ofrecen subvenciones e incentivos para ayudar a que la instalación de un cargador de pared en casa sea aún más asequible. Existen programas que ofrecen una contribución de hasta el 75 % de sus costes, por lo que nunca ha habido un mejor momento para pasarse a la electrificación.

Un futuro eléctrico

Los vehículos eléctricos de batería de Toyota están liderando el camino hacia un futuro totalmente eléctrico. En Toyota no se trata solo de producir cero emisiones; también queremos maximizar la eficiencia energética durante todo el ciclo de vida de los vehículos. Como parte de nuestro esfuerzo para reducir el consumo de energía y los residuos, los componentes y materiales de la batería se pueden guardar para su futura reutilización. Obtén más información sobre el compromiso de Toyota con el medioambiente.
Ver más

Más allá de las expectativas, más allá de las cero emisiones

Es el comienzo de una nueva y emocionante era. La nueva serie Toyota bZ va más allá de las cero emisiones para mejorar la movilidad de todos. Presentamos la última generación de innovadores vehículos eléctricos de batería: combinación de un diseño moderno y elegante y una capacidad excepcional. Gracias a la serie Toyota bZ, reduces tu impacto en el planeta y disfrutas de un rendimiento único y de una gama de características innovadoras y líderes en su clase. El siguiente paso en nuestros esfuerzos hacia una sociedad sostenible completamente eléctrica.

Preguntas frecuentes

Todo lo que necesitas saber sobre los vehículos eléctricos de batería, sus diferencias con otros tipos de coches y más.

La principal diferencia entre un vehículo híbrido y uno eléctrico es la forma en que se alimenta. Un híbrido alterna entre dos fuentes de energía, un motor de gasolina y una batería híbrida autorrecargable, mientras que un coche eléctrico funciona únicamente con la energía de la batería. Los vehículos eléctricos puros no utilizan ningún combustible, solo la electricidad, y a su paso dejan cero emisiones.
Los coches eléctricos de batería modernos pueden viajar más lejos de lo que crees. El último Toyota bZ4X puede recorrer hasta 500 km con una sola recarga.
Recargar tu vehículo eléctrico resulta sencillo y cómodo. Instala un cargador de pared específico en tu casa o en la entrada de coches, para recargar completamente tu coche eléctrico en tan solo cinco horas (ya sea durante la noche en casa o durante el día en la oficina) También es perfectamente seguro recargar desde una toma de corriente doméstica con el cable del vehículo. Para realizar una recarga rápida sobre la marcha, una red de cargadores rápidos en expansión, instalados en lugares como estaciones de servicio de autopistas y aparcamientos de supermercados, te permitirán recargar y ponerte en marcha en 30 minutos.
En muchos sentidos, los vehículos eléctricos de batería pueden ahorrarte dinero durante su vida útil. Nunca más tendrás que pagar gasolina, aparte de que hay también una serie de incentivos gubernamentales para los vehículos de cero emisiones, como la exención de los impuestos por circular por el centro de las ciudades, el estacionamiento con descuento o las bonificaciones fiscales. Y ya que los motores eléctricos y las baterías requieren de un mantenimiento mínimo, este servicio también suele ser más económico.
En muchos sentidos, los vehículos eléctricos de batería pueden ahorrarte dinero durante su vida útil. Nunca más tendrás que pagar gasolina, aparte de que hay también una serie de incentivos gubernamentales para los vehículos de cero emisiones, como la exención de los impuestos por circular por el centro de las ciudades, el estacionamiento con descuento o las bonificaciones fiscales. Y ya que los motores eléctricos y las baterías requieren de un mantenimiento mínimo, este servicio también suele ser más económico.