Efectos causados por una mala conducción

Evita conducir cansado y con fatiga por tu seguridad

Tener sueño y estar cansado no son sinónimos de una conducción eficiente y responsable. Te enseñamos cuáles son los efectos más comunes de conducir cansado, y algunos consejos para evitarlos.

Más de una vez habrás escuchado, en la autoescuela y a amigos y familia, aconsejarte ir descansado a un viaje. Que el cansancio provoca sueño y que conducir de noche es malo. No es del todo cierto, aunque los consejos de familia sobre conducir cansado sí que son una verdad tan grande como un templo.

Desde Toyota apostamos por una conducción eficiente y responsable. La Dirección General de Tráfico (DGT) estima que la fatiga ha sido factor clave en el 20-30% de los accidentes de tráfico de los últimos años. Prevenirlo está en manos del conductor con un correcto descanso, una colocación adecuada del asiento y ciertos gestos que evitarán la fatiga al volante.

Para tomar conciencia de qué problemas acarrean el sueño, el estrés y el agobio, te dejamos algunos efectos que provoca el cansancio al volante.

1. Hipnosis de carretera

La más peculiar y que ocurre cuando menos te lo esperas: en situaciones de aparente calma al volante y una monotonía excesiva. El cerebro, por unos segundos, ha sido capaz de desconectar y no recordar qué estaba haciendo un rato antes. Caemos en una monotonía mental donde no hay imprevistos, nos podemos adelantar a lo predecible. Parece que esta ‘conducción automática’ no tiene riesgos… Y eso es falso. Al conducir de forma automática, no estamos preparados para un imprevisto y puede acarrear un susto al volante.

2. Efecto túnel

Este efecto lo provoca una conducción veloz, causada por el estrechamiento de la visión del conductor. A mayor velocidad, se verá menor superficie de la vía por la que se circule por la reducción de nuestra visión periférica. Esto no es sinónimo de una conducción eficiente ni responsable. El exceso de velocidad puede ser causa de graves accidentes de tráfico, y es la segunda causa de siniestros en carretera según la DGT.

3. Fatiga

Es el enemigo que todo conductor debe evitar mediante gestos tan sencillos como dormir bien, hidratarse correctamente y evitar las prisas. Los factores que influyen en su aparición son una larga lista que se resume en las circunstancias del conductor, de la vía y del coche. Este combo provoca distracciones, microsueños y gestos imprudentes consecuencia de conducir cansado.

Efectos causados por la mala conducción
Evita conducir con sueño o la fatiga aparecerá
4. Microsueños

Son lapsos de apenas unos segundos que causan en nuestra mente una pérdida de consciencia, de lo que estamos haciendo y viendo en ese breve tiempo. Dormir mal y pocas horas, acumular cansancio, un parpadeo pesado y constante, junto a una incomodidad constante son pistas de que necesitas un descanso y una buena hidratación antes de coger el coche.

Así que ya sabes, procura conducir bien respetando las señales de tráfico y sin hacer maniobras peligrosas. Y si lo que quieres es un plus de seguridad en tu conducción para prevenir cualquier imprevisto, renueva tu coche y añádele la tecnología Toyota Safety Sense, que gracias a sus sensores te ayudará en:

  • Posibles salidas de carril involuntarias 
  • Precolisiones con otros vehículos 
  • Reconocimiento de señales de tráfico 
  • Ajuste automático de luces de carretera

Más sobre Experiencias Toyota

Tu configuración de cookies

En nuestro sitio web utilizamos cookies para ofrecerte un mejor servicio. Si estás de acuerdo, puedes seguir utilizando el sitio web con normalidad, o bien puedes averiguar cómo cambiar tu configuración de cookies aquí.