Bujías de precalentamiento: lo que debes saber

Un elemento fundamental en los motores diésel

Realizar un buen mantenimiento del coche garantiza un mejor funcionamiento del mismo y aumenta las posibilidades de que tu amigo de 4 ruedas dure más tiempo. En esta ocasión vamos a hablar sobre un elemento mecánico imprescindible en los coches diésel ¿Sabes cada cuánto debes cambiar las bujías de precalentamiento de tu coche?

Las bujías de precalentamiento son parte del sistema eléctrico utilizado en el arranque de los coches con motores diésel. Precalientan la cámara donde sucede la combustión del carburante en cada cilindro, antes y en el momento de arrancar el vehículo, es lo que se conoce como ‘post-heating’ o post-calentamiento.

Es cierto que la evolución de la tecnología de los motores de gasoil ha facilitado que, en los modelos más recientes, no sea necesario precalentar el gasóleo ya que las bujías se mantienen calientes incluso tras apagar el coche.

El cometido de estas bujías es facilitar el arranque de los motores diésel, sobre todo, cuando la temperatura exterior es baja. Gracias a las bujías de precalentamiento se logra reducir parte del impacto en el medio ambiente gracias a que minimizan el nivel de gases contaminantes y el humo negro al inicio del funcionamiento de los motores de gasóleo. Aún con estos avances, este tipo de coches con combustible diésel están cada vez más restringidos en las ciudades, aquí te contamos por qué.

¿Cuándo hay que sustituir las bujías de precalentamiento?

Con el paso del tiempo, y de los kilómetros, un buen mantenimiento del coche resulta vital para su funcionamiento óptimo y prolongar así su vida útil. Son uno de los puntos clave a revisar periódicamente y resulta necesario sustituir en los motores diésel cuando sufren fallos de funcionamiento.

Según los fabricantes de las bujías de precalentamiento, se recomienda cambiarlas cada 120.000 kilómetros, de media. Un kilometraje que podría ser menor dependiendo del estado del automóvil o del entorno donde estuviera habitualmente el vehículo.

Para que te hagas una idea, piensa cómo puede ser la diferencia de arranque en una mañana gélida de invierno para el motor de un coche diésel que duerma en la calle y de uno que lo haga resguardado en garaje. Es por eso que la longevidad de las bujías de precalentamiento depende mucho de las condiciones de trabajo a las que se haya sometido.

Bujías de precalentamiento: lo que debes saber
Es recomendable cambiar las bujías de precalentamiento cada 120.000 kilómetros
¿Cómo sé si necesito cambiar las bujías de mi vehículo?

Las bujías de precalentamiento sufren un desgaste y deterioro progresivo. El primer indicador de que una bujía se encuentra en mal estado sería la dificultad para arrancar el automóvil. En el peor de los casos, resultaría imposible poner en marcha el coche si el dispositivo ya ha dejado de funcionar.

Otro muestra de una posible avería, en el caso de las bujías de recalentamiento ‘post-heating’, se daría si el vehículo comenzara a consumir carburante de forma excesiva o el motor trabajara de forma irregular.

Debes prestar atención a cualquier síntoma que indique una posible avería en, al menos, alguna de las bujías. Ante el mínimo indicio, ve a tu taller más cercano. Es muy común pensar que no pasa nada y con el tiempo el problema se agrava y se convierte en un arreglo costoso.

Cambiar bujías precalentamiento Toyota
Te recomendamos acudir a un taller oficial Toyota
¿Cómo se cambian las bujías de precalentamiento?

En cualquier caso, siempre es recomendable llevar al día el mantenimiento del coche. Como te indicamos al inicio, estamos hablando de un elemento del sistema eléctrico, por lo que hablamos de un dispositivo que usa y transmite electricidad.

Tanto para el diagnóstico como para la sustitución, será necesario manipular elementos con carga eléctrica, potencialmente peligrosos si se manipulan sin el conocimiento o la cualificación necesarios. Los especialistas y fabricantes recomiendan cambiarlas en conjunto y no de forma individual.

La sustitución de las bujías de precalentamiento en manos de los profesionales de la red de talleres oficiales de Toyota te garantiza que su cambio se realiza bajo los estándares de calidad y seguridad adecuados.

Por eso, si tu coche está ya en el umbral del kilometraje recomendado para el cambio de las bujías o intuyes problemas con su funcionamiento, pide cita online en un taller oficial de Toyota. Nuestros profesionales conocen todo sobre tu coche mejor que nadie, ¡deja en sus manos el mantenimiento de tu vehículo y si quieres respira mayor tranquilidad con tu vehículo, infórmate de nuestro programa ToyotaCare!

Recuerda que esta pieza se encuentra únicamente en coches con combustible diésel. Los coches híbridos eléctricos de Toyota, por su parte, no necesitan bujías de precalentamiento para arrancar, además de contaminar menos y consumir menos combustible, aquí te dejamos algunas de sus ventajas.

Más sobre Híbridos Toyota

Tu configuración de cookies

En nuestro sitio web utilizamos cookies para ofrecerte un mejor servicio. Si estás de acuerdo, puedes seguir utilizando el sitio web con normalidad, o bien puedes averiguar cómo cambiar tu configuración de cookies aquí.