Que la alergia no te impida conducir

Evita los efectos de la alergia mientras conduces

“¡Achús!” El temido estornudo asoma y esos segundos al volante pueden significar un despiste. ¿Merece la pena conducir con la alergia en su apogeo? Mira algunos consejos para evitar quedarte en casa que la alergia al conducir haga estragos.

La primavera la sangre altera es el dicho popular por excelencia para los adolescentes y para quienes padecen alergia. El temido momento de depender de un paquete de pañuelos se acerca al aumentar las temperaturas, la polución y la floración de algunas plantas que hacen especial efecto en algunas personas.

El cambio climático ha provocado un notable incremento de los afectados por la alergia primaveral, lo que sumado a la contaminación de las ciudades supone para muchos conductores un impedimento a la hora de conducir. La Dirección General de Tráfico (DGT) aconseja acudir al médico especialista antes de tomar antihistamínicos sin conocimiento o, si los tomamos, que tengamos información de posibles efectos adversos.

Entre los efectos adversos de este tipo de medicación se encuentran:

  • Picor de ojos y de nariz 
  • Ojos llorosos y enrojecidos por la irritación 
  • Somnolencia 
  • Estornudos
Qué gestos evitan los síntomas de la alergia

Conducir con alergia no tiene por qué ser un ejercicio incompatible. Apunta y declara la guerra contra los síntomas de la alergia.

1. Ventanillas. Si sabes que puedes tener alguno de los síntomas típicos de la alergia al conducir, no las bajes a no ser que sea necesario. Puedes refrescarte en caso de tener calor con un correcto ajuste del aire acondicionado. Procura que las salidas de aire no den sobre la cara para evitar que los ojos se pongan enrojecidos y llorosos.

2. No te automediques. Coger lo primero que tengamos en el botiquín o en casa no es una opción muy responsable. Tomar cualquier medicina sin receta, y peor aun, sin leer el prospecto, puede ser el causante de un síntoma inesperado y ajeno a la alergia.

3. Gafas de sol. Puede parecer una obviedad, pero en caso de días despejados y sol intenso, te harán de protector entre los ojos y el ambiente. Reducirán los picores y las lágrimas provocados por los síntomas de la alergia.

4. Prohibido alcohol. Si bebes no conduzcas. La medicación (antibióticos y antihistamínicos) no se lleva nada bien con el alcohol. En caso de coger el volante, pueden provocar resultados incorrectos en un control de alcoholemia, además de ser un acto muy imprudente para otros conductores.

5. Filtro antipolen. Los filtros HEPA son especiales para personas con alergia, se colocan en el coche para prevenir y reducir los síntomas provocados por la misma. Mantén los filtros de tu coche con buena salud para prevenir que entren partículas de polen y similares.

Contribuye a un aire limpio

La emisión de partículas diésel aumenta la concentración de partículas potencialmente alérgicas en el ambiente. Contribuir a un aire más respirable para las personas que padecen alergia es más fácil con un vehículo híbrido. Si estás pensando en cambiar de vehículo, los híbridos de Toyota te garantizan una conducción más limpia, una gran fiabilidad y una experiencia de conducción tranquila y silenciosa.

Si eres una de esas personas que tienen síntomas de alergia al conducir, podrás respirar tranquilo al volante de un híbrido. Conoce más sobre nuestra gama híbrida en este contenido.

Problemas de conducir si tienes alergia
Conduce tranquilo y libre de alergias

Más sobre Mundo híbrido Toyota

Tu configuración de cookies

En nuestro sitio web utilizamos cookies para ofrecerte un mejor servicio. Si estás de acuerdo, puedes seguir utilizando el sitio web con normalidad, o bien puedes averiguar cómo cambiar tu configuración de cookies aquí.