Toyota C-HR viaja a la excitante cultura pop japonesa

Descubre los spots ‘manga’ del crossover más rompedor

El ADN siempre asoma. Toyota C-HR ha presentado una serie de vídeos promocionales en Japón denominada ‘CROSSOVER THE WORLD’ en la que se recorren algunos de los hitos de la cultura pop japonesa. Muchos de esas referencias culturales también han llegado hasta aquí. ¿Cuántas conoces?

¿Cuál es la referencia a la que apela este anuncio? Los míticos juguetes japoneses Tomica, con los que niños de todo el mundo han jugado desde los años 70. Tres Toyota C-HR de juguete descienden pistas de esas que todo niño querría tener en su habitación. Los acordes del tema Keep yourself alive, de Queen, evocan la seguridad de estos crossover, mientras los pequeños Toyota C-HR toman con precisión las curvas. Eso sí, ignoramos si estas réplicas incorporan, como sus ‘hermanos mayores’, la tecnología Toyota Safety Sense.

El segundo vídeo es una historia de venganza. Toyota C-HR es enviado al escenario de uno de los videojuegos japoneses más emblemáticos de la historia: Street Fighter II. En una de sus pantallas, el jugador podía destruir un Toyota Celsior, y ahora Toyota C-HR se toma la revancha. Los que hayan crecido en los 80 conocerán este ‘súper ventas’, que llegó a los recreativos de más de medio mundo. Si tú también te quedabas atascado intentado vencer al personaje Vega en la pantalla final, disfrutarás viendo como Toyota C-HR le mete caña.

El spot homenajea a un clásico del anime japonés: El Puño de la Estrella del Norte, la historia de una distopía futurista que cuenta con versión cómic, serie de televisión y película. Para los no iniciados en el mundo del manga, esta referencia es algo más difícil. En el vídeo vemos una versión cómic de Toyota C-HR dando esquinazo a los villanos gracias a la eficiencia de su sistema híbrido y a la fluidez y al control de su respuesta mecánica.

En el último vídeo de esta serie, Toyota C-HR circula por las calles de Tokio. Las luces de la ciudad se reflejan en la carrocería y marcan su novedosa silueta de crossover, que se convierte en coupé en la parte trasera. ¿Ya sabes cuál es la referencia? Se trata de una de las cintas más conocidas del cine nipón, Neo-Tokyo, una película que consiguió reunir, en 1987, a tres directores insignia del país: Katsuhiro Ôtomo, Rintaro y Yoshiaki Kawajiri.

Todos los vídeos terminan con una frase: “Fun the Drive, Again” (Disfruta de nuevo de la conducción). Si lo has probado, ya sabrás del aplomo y la precisión de Toyota C-HR, el crossover que combina la agilidad de un dinámico compacto con la confianza de un todocamino.

Nuestra política de privacidad

En nuestras webs utilizamos cookies, tanto propias como de empresas colaboradoras, para mejorar tu experiencia de usuario y mostrarte la información y publicidad adaptada a tus hábitos de navegación. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si necesitas más información o quieres saber cómo cambiar su configuración Política de Cookies.