Pon a punto tu Toyota y lánzate a la primavera

Neumáticos, filtros y otros elementos que debes revisar

La antesala del verano nos regala los primeros días largos y soleados del año. Pero también es época de inestabilidad y de cambios repentinos de tiempo, lo que puede aguarnos la fiesta en nuestras escapadas, sobre todo si no hemos previsto ciertos aspectos en nuestro vehículo.

Esta vez nada te va a coger de improviso. La primavera llega con tanta fuerza que las ganas de escaparse los fines de semana, puentes, Semana Santa y demás festividades aumentan exponencialmente. Con tu Toyota a mano y la mejor compañía nada podrá impedírtelo. Antes de salir, toma nota de estos consejos de mantenimiento para que tu experiencia sea tan excitante como esperas.

La presión justa

Los neumáticos son importantes todo el año, pero en esta época más si vas a incrementar el kilometraje. Por un lado, es imprescindible que tengan la presión correcta, ya que si es inferior a lo adecuado pueden sufrir mayor desgaste, aumentar el consumo y ser más susceptibles de sufrir aquaplaning, mientras que una presión superior puede dañar las suspensiones. Por otro lado, hay que asegurarse de que la banda de rodadura de cada neumático tenga una profundidad mínima de 1,6 mm, aunque lo más recomendable es cambiarlos antes.

Ojos que sí ven

Una de las características de la primavera es la inestabilidad climatológica: tan pronto hace un sol abrasador como aparece una nube que descarga de forma violenta. Por ese motivo, y ya que en esta época se incrementa el número de insectos, uno de los elementos que debes tener en buen estado es el limpiaparabrisas. En este sentido, hay que revisar tanto las escobillas –se recomienda cambiarlas como mínimo una vez al año– como el nivel del tanque de líquido que surte al propio limpiaparabrisas.

Aire limpio en el habitáculo

También en primavera proliferan las alergias, especialmente las que tienen que ver con el exceso de polen. Pero seas o no alérgico, si quieres que el aire que respiras esté limpio de partículas e impurezas debes revisar el estado del filtro antipolen. Ten en cuenta que si está obstruido se reduce la ventilación, aumenta la humedad interior e incluso puede resentirse el sistema de climatización.

/
El estado de los neumáticos resulta clave para la seguridad
/
En los Talleres Oficiales Toyota lo saben todo sobre tu coche
Frenadas milimétricas

Por otra parte, no dejes de chequear los frenos. Tal vez hayas notado últimamente que el pedal está más duro de lo habitual o que el tiempo de reacción es superior a lo normal. Sea como fuere, y ante la perspectiva de hacer muchos kilómetros, comprobar el estado de las pastillas o de los discos de freno es básico. En esta época, en la que el firme puede estar húmedo o mojado con frecuencia, la frenada de tu vehículo ha de ser eficaz y precisa. No te olvides de chequear también el nivel del líquido de frenos.

Haz que todo fluya

Hablando de líquidos, revisa el nivel del resto de fluidos (aceite, refrigerante, embrague, etcétera), así como las posibles fugas que pueda haber en sus depósitos, ya que la mayoría de ellos tiene una función relevante en el funcionamiento del vehículo. Y, aunque los días son más largos que en invierno, recuerda que las luces juegan un papel fundamental en la seguridad. Comprueba el perfecto funcionamiento de todas ellas (posición, cruce, carretera, marcha atrás, antiniebla e intermitentes).

Por último, ten en cuenta que nadie conoce mejor tu Toyota que los profesionales de los Talleres Oficiales Toyota. Ellos realizarán un completo chequeo a tu coche para que esta primavera solo tengas que preocuparte por buscar un buen destino en la mejor compañía.

Nuestra política de privacidad

En nuestras webs utilizamos cookies, tanto propias como de empresas colaboradoras, para mejorar tu experiencia de usuario y mostrarte la información y publicidad adaptada a tus hábitos de navegación. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si necesitas más información o quieres saber cómo cambiar su configuración Política de Cookies.