Sostenibilidad más allá del coche convencional

Así son los otros vehículos Toyota respetuosos con el planeta

¿Qué tienen en común un yate, un coche de carreras y un camión? Sí, todos son medios de transporte, pero en el caso de los que nos ocupan hay una cuestión más que los une: incorporan tecnologías desarrolladas por Toyota con un impacto muy reducido en el medio ambiente.

Toyota revolucionó el mundo del motor cuando hace 20 años presentó Prius, el primer vehículo híbrido fabricado en serie. Desde entonces, esta tecnología es una solución que se ha extendido al gran público. La marca no ha cesado en su innovación constante y ya trasciende al mundo del coche de calle: barcos híbridos, autobuses de pila de combustible, autos híbridos de competición, vehículos de mercancías propulsados por hidrógeno… Te mostramos algunos ejemplos.

/
Surcar el mar en un híbrido

Toyota ha desarrollado la primera embarcación recreativa de Japón con sistema híbrido en paralelo. PONAM-28V, con 9,4 metros de eslora, combina dos tipos de generadores de electricidad: un motor de combustión y otro eléctrico. El resultado es que la navegación en modo eléctrico EV supone pocas emisiones para la atmósfera y un consumo de combustible muy eficiente. Todo ello con unos mínimos niveles de ruido.

PONAM-28V ha sido cedida al Gobierno del Japón. En un ejercicio de simbiosis, Toyota ofrece su flamante barco para servir de apoyo al mantenimiento de los muelles y otras instalaciones del puerto de Tokio; a cambio, la empresa recibirá los datos operativos necesarios para validar el rendimiento general de su sistema híbrido, testear su funcionalidad e identificar las posibles áreas de mejora. Este estudio de viabilidad tendrá un toque olímpico, ya que el PONAM-28V visitará las diferentes sedes de los Juegos de 2020.

/
La tecnología híbrida, directa al automovilismo

Toyota participa en la competición internacional con una intención autodidacta. Dar respuesta las necesidades del exigente mundo del automovilismo sirve de impulso a la creatividad de diseñadores e ingenieros. De esa forma los esfuerzos dedicados a la mejora constante en este terreno se traducen en el perfeccionamiento de las tecnologías de sus modelos comerciales.

Producto de este afán innovador es el Toyota TS050, el bólido con el que la marca participa en el Campeonato Mundial de Resistencia. Su motor de gasolina V6 de 2.4 litros con turbocompresor se combina con un sistema híbrido 8MJ. La suma de estos dos propulsores dan como resultado una potencia máxima de 735 kW (más de 1000 CV). Toda una joya mecánica que sirve de muestra de la eficiencia, resistencia y velocidad de la tecnología híbrida.

/
Transporte público sin emisiones contaminantes

Toyota ha adaptado el Sistema de Pila de Combustible de su modelo Mirai para desarrollar autobuses que ofrezcan una mejor eficiencia energética. Además, el uso de esta tecnología supone que ni C02 ni otras sustancias nocivas se expulsen a la atmósfera.

El Toyota FC Bus, uno de estos autobuses, ya recorre las calles de Tokio. Toyota Motor Corporation lo ha cedido al Departamento de Transporte del Gobierno Metropolitano de la capital y prevé que, antes de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Tokio 2020, más de 100 autobuses de pila de hidrógeno estarán en funcionamiento. La idea es que el gran público se familiarice poco a poco con este nuevo tipo de transporte público.

/
Toyota i-TRIL o la movilidad urbana del futuro

Uno de los protagonistas del Salón de Ginebra de este año ha sido el nuevo prototipo i-TRIL de Toyota. Se trata de un vehículo eléctrico de cuatro ruedas, pero se parece poco a un coche convencional. Diseñado para desplazamientos cotidianos, posee una configuración de asientos ‘Uno-más-dos’ que se traduce en una gran amplitud para viajar en solitario o en espacio suficiente para el transporte de pasajeros.

Entre sus características, destaca el uso de la tecnología de inclinación activa (Active Lean) que permite mantener el equilibrio en las curvas mientras la parte delantera de la carrocería y las ruedas se inclinan de forma similar a la de una motocicleta. Este prototipo pretende aspirar a ser una alternativa factible a los vehículos tradiciones.

/
Para ser feliz quiero un camión (que no contamine)

Los vehículos pesados suponen un alto porcentaje de las emisiones contaminantes. Por tanto, Toyota ha querido introducirse en un terreno en el que aún queda mucho por innovar. La marca ha fabricado un camión propulsado por hidrógeno con más de 493 kW / 670 CV de potencia, capacidad de carga de 36.000 kilogramos y una autonomía estimada de 320 kilómetros por depósito. Su desarrollo se engloba dentro de ‘Proyect Portal’, la iniciativa con la que Toyota quiere generalizar el uso de la tecnología de pila de combustible en varios sectores.

El compromiso de Toyota con el medio ambiente se refleja en su ambición por aportar soluciones tecnológicas sostenibles. Pero va más allá, por eso ha planteado el Desafío Medioambiental Toyota 2050 que tiene como objetivo eliminar la huella ecológica en todos los procesos de producción, durante la vida útil de sus productos y en su posterior reutilización o reciclaje.

Nuestra política de privacidad

En nuestras webs utilizamos cookies, tanto propias como de empresas colaboradoras, para mejorar tu experiencia de usuario y mostrarte la información y publicidad adaptada a tus hábitos de navegación. Si continuas navegando, entenderemos que aceptas su uso. Si necesitas más información o quieres saber cómo cambiar su configuración Política de Cookies.